DepartamentoEcologiaEconomiaGuajira

Tribunal de La Guajira ordena devolver a la Nación unos 3 mil millones de dólares

En un fallo en el que consideró vulnerado el derecho colectivo de la defensa del patrimonio, por un concepto que la Dian emitió en el 2005 y que estableció exenciones tributarias a empresas explotadoras de los recursos naturales no renovables

La Nación podría recuperar unos tres mil millones de dólares que dejó de recibir por un concepto de la Dian que se produjo en marzo del 2005, a través de cual se estableció una exención para las empresas explotadoras de los recursos naturales no renovables, las cuales podían descontar del impuesto de renta, los valores por concepto de regalías.

Un fallo del Tribunal Contencioso Administrativo de La Guajira, amparó el derecho colectivo de la defensa del patrimonio, que consideró vulnerados por este organismo con la expedición de este concepto.

Esto como respuesta a la acción popular  presentada en el 2012 por la Procuraduría General de la Nación, a través del entonces procurador Judicial para Asuntos Administrativos, Luis Eduardo Acosta Medina.

En el fallo se ordena  a la Dian efectuar una liquidación que determine con claridad el monto de los recursos dejados de percibir por parte de la Nación, durante la vigencia de este concepto tributario que  se expidió el 17 de marzo del 2005.

Sin embargo, según el abogado guajiro, expertos tributarios calcularon que entre 2005 y 2012, la suma de estas regalías llegaron a  1.474 millones de dólares, por lo que a la fecha, ya la suma estaría cercana a los  3 mil millones de dólares.

Igualmente ordena el Tribunal, realizar el registro de la información que establezca cuáles sociedades o personas sujetas al derecho privado obligadas a pagar el pago de regalías, por explotación de recursos naturales no renovables, se beneficiaron de esta disposición que estaba establecida únicamente en el Estatuto Tributario para organismos descentralizados.

“La Dian dispuso de manera inexplicable que esa exención, que ese trato preferencial tributario, por razones de equidad e igualdad, debía ser aplicada a todas las empresas, multinacionales, explotadoras por ejemplo de níquel, carbón, petróleo, oro, entre otros recursos”, indicó Acosta.

Dijo que el Tribunal le dio la razón, porque “esta es una decisión evidentemente ilegal e inconstitucional, porque es como si mediante un concepto de la Dian, se hubiera reformado el Estatuto Tributario”.

Agrega que la acción popular la presentó porque con esa gabela tributaria, se estaban vulnerando los derechos e intereses colectivos, tales como la moralidad administrativa y la defensa del patrimonio público, al concederse a las empresas privadas la exención tributaria, de la cual solo pueden ser beneficiarios los organismos descentralizados.

Según el Tribunal, no se deben confundir los recursos de regalías con los derivados del impuesto de renta por parte de la Dian, ya que es necesariamente contrario al derecho colectivo patrimonio público en cuanto desconoce el orden constitucional que determina cuáles son los bienes y recursos del Estado con menoscabo de los recursos públicos derivados de las regalías, pues la Corte Constitucional, en reiteradas sentencias, ha señalado que la naturaleza jurídica del régimen de regalías, no es tributaria.

“Por la confusión de la Dian en la actuación administrativa que afecta la moralidad pública y el patrimonio público, es grave, no solo porque se dejan de pagar los recursos de regalías, sino porque además se disminuyen los recursos tributarios, esto es, que la disminución es por partida doble al deducir recursos de regalías del impuesto de renta, con el agravante que lo que se adiciona al patrimonio de los particulares, son los recursos estatales que jamás pueden constituir ingresos a rentas, que no sean públicas”, se lee en el fallo.

Luis Eduardo Acosta, agrega que le llevó un año estudiar el caso y recopilar la información, porque “había muchos intereses de por medio y me la negaban”. Además que el fallo ha llamado la atención de la ciudadanía, en estos momentos, cuando “el gobierno nacional está anunciando el aumento de impuestos por parte de los asalariados”.

Fuente: https://www.elheraldo.co